Cámara aprueba proyecto de diputados RN que busca suspender cobro de multas y evitar revocación de patente de alcoholes a locatarios afectados por la pandemia

  • La iniciativa de los legisladores Andrés Longton, Karin Luck y Alejandro Santana, pasó a segundo trámite constitucional en el Senado. El texto establece que, una vez publicada la ley, y en un plazo de 60 días desde que se levante la prohibición de abrir locales, se suspenda el cobro de multas.

 Por 150 votos a favor fue aprobado hoy en la Cámara de Diputadas y Diputados, el proyecto de ley impulsado por los diputados de Renovación Nacional Andrés Longton, Karin Luck y Alejandro Santana, que busca suspender el cobro de multas y evitar la revocación de patentes de alcoholes a los locatarios que han visto severamente disminuidos sus ingresos debido a las medidas de confinamiento social impuestas en el marco de la pandemia por Covid-19.

 Al respecto, el legislador Longton explicó que “el 31 de julio se vence la segunda cuota. Los pequeños, medianos empresarios y los emprendedores en general, están hasta el cuello no solamente respecto a que no están generado recursos, sino que además con las deudas que se han generado en todo este tiempo. Entonces, lo mínimo que podemos hacer en este Parlamento, dentro de nuestras facultades, es que no se les cursen multas, que no se les revoque la patente y que no se les cierren los locales. Si no han generado recursos producto se una resolución de la autoridad, no podemos exigirles que a final de mes paguen ciertas obligaciones que ciertamente no pueden cumplir por razones obvias”.

“Este es un proyecto de fácil despacho que esperamos sacar en el Senado prontamente, y en ese sentido, que sea obligatorio para los municipios no cursar multas, infracciones ni revocar la patente, ya que esta última medida no tiene vuelta atrás. Hacerlo es prácticamente echar abajo y terminar con un negocio. Es por eso que esta ley pretende ser un alivio para todos aquellos que tienen patentes de alcoholes y que en definitiva no han tenido mayores beneficios, que no han podido acceder a los créditos de Fogape y no han tenido mayores ayudas del Estado”, añadió además el representante de la Región de Valparaíso.

Por su parte, la diputada Luck sostuvo que esta normativa es “muy necesario, porque hay muchos restaurantes, bares, muchos negocios que tienen esta patente de alcoholes y no han podido pagarlas. El problema es que si no pagan las patentes se las revocan y es por eso que hicimos este proyecto para facilitar a estas pymes que tienen problemas y no pueden pagar”.

“La mayoría de estos negocios están subsistiendo haciendo delivery y por eso necesitamos que antes del 31 de julio el Senado tenga aprobada esta ley para que pase a ser ley y poder alivianar un poco la carga”, añadió. 

En tanto, el diputado Alejandro Santana se manifestó en la misma línea y pidió a la Cámara Alta “que otorgue la celeridad que necesitamos para sacar adelante esta iniciativa. Queremos entregarle un pequeño alivio a los emprendedores que se han visto duramente golpeados por los efectos económicos que ha traído consigo esta pandemia”.

“Son miles de emprendedores quienes se han visto imposibilitados de generar recursos producto de una resolución sanitaria que deben acatar y que está fuera de sus atribuciones como locatarios, por lo que durante todo este período de excepción Constitucional sólo han acumulado deudas. No podemos  seguir castigándolos exigiendo que paguen sus patentes a tiempo y debemos pedirle además a los municipios que no cursen estas multas”, agregó.

La iniciativa, que fue despachada al Senado y también contó con el patrocinio de los diputados y diputadas de oposición Maya Fernández (PS) Marcelo Díaz (Ind.), Joanna Pérez (DC), Raúl Saldívar (PS), Marcela Hernando (PR) y Daniella Cicardini (PS).