Diputado Fuenzalida insiste en que su propuesta de súper ricos 2.0 es la mejor fórmula para aumentar la recaudación fiscal

  • La iniciativa de la oposición fue aprobada en Sala por 105 votos a favor, 18 en contra y 26 abstenciones, mientras la próxima semana el parlamentario oficialista repondrá su indicación del FUT y repatriación de capitales en la sesión de la comisión de Constitución.

Luego de aprobarse en general el proyecto que busca establecer un impuesto a los “súper ricos” del país, el diputado de Renovación Nacional, Gonzalo Fuenzalida, lamentó que la oposición no dejara que se votase la idea de que este proyecto tenga un gravamen con un mecanismo que involucre al FUT para los retiros de utilidades, lo cual, a su juicio, podría mejorar las pensiones.

“Lo que hemos propuesto es poder retirar del FUT, que son las utilidades acumuladas de las grandes empresas, que son las personas con altos patrimonios de este país, para que paguen un impuesto, y puedan repatriar bienes, y entren al sistema tributario chileno. Es más, las personas que han retirado su 10% pueden verse beneficiadas con esto, porque las AFP son accionistas mayoritarias o minoritarias de muchas empresas con FUT, y cuando estas empresas retiren y paguen el impuesto por retirar el FUT, esas ganancias van a llegar a los fondos de pensiones”, explicó el parlamentario.

Con respecto a la votación de esta jornada, Fuenzalida aclaró que no está en desacuerdo con el impuesto a los “súper ricos”, y que su postura es apelar a un mecanismo ya utilizado anteriormente, como incluso se aplicó en el gobierno de la Presidenta Bachelet.

“Nosotros no estamos en contra de un impuesto a los súper ricos ni a las súper ricas, con lo que no estamos de acuerdo es con el mecanismo que la oposición nos ha planteado, que es un mecanismo que en ningún país del mundo se aplica, porque todos derogaron sus leyes al patrimonio. Nuestra propuesta recoge lo mismo propuesto por la Presidenta Bachelet en el año 2014, y acá en la sala muchos celebraron y votaron a favor, y hoy nos critican”, interpeló el parlamentario oficialista.

La propuesta liderada por el diputado Fuenzalida cuya recaudación conservadora es de US$5.500 millones será repuesta en la sesión de la comisión de Constitución de la Cámara Baja, para su discusión en particular la próxima semana.

El proyecto de impuesto a los “súper ricos” fue aprobado en general en la Cámara por 105 votos a favor, 18 en contra y 26 abstenciones, con lo cual se supera el quórum establecido de 3/5, es decir 92 parlamentarios.

FUENTE: OFICINA PARLAMENTARIA